15 de abril de 2010

Palabras prestadas


Para aquel que ha visto la película El secreto de tus ojos, conocerá el contexto de este diálogo. Para aquel que aún no ha tenido la oportunidad de disfrutar la película puede ser más flexible y quizá llegar a verlo como me topó, en el impacto de lo general, en la incidencia en lo cotidiano... No piense más, hermano; No piense más, muchacho; No pienses más, chicuela; No pienses más, ninguno...

"No piense más, no piense más. ¡Qué importa! Mi mujer está muerta, su amigo está muerto, Gómez también está muerto, están todos muertos. No le dé más vueltas, va a empezar con que si hubiera estado, si no hubiera estado. Va a tener mil pasados y ningún futuro. No piense más, hágame caso. Se va a quedar solo con recuerdos." En El secreto de tus ojos.

1 comentario:

  1. Eremita querido:

    Es una desopilante obra!...
    Y en vista de tu preocupación sensata para con quienes no la han visto, les dejo el link para que entren en contexto:

    http://www.megaupload.com/?d=SWZV0IN6
    y dan el pasword: unsoloclic

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Porque siempre se tendrá algo por decir... no?